Páginas vistas en total

martes, 22 de febrero de 2011

ESQUEJES

Un esqueje o un clon es una planta de características genéticas idénticas a las de la planta a partir de la cual se ha obtenido. Las plantas de donde obtenemos esquejes se llaman plantas madre que consiste en cortar un trozo de planta y hacer que enraíce.

Dichas madres son mejor obtenerlas de semillas regulares ya que siendo de semilla femizadas la madre acortaría su vida y podría ser objeto de hermafrodismo (ya hablaré sobre esto en próximas entradas). 

CÓMO HACER ESQUEJES.

Para hacer esquejes se necesita unas tijeras precisas y desinfectadas con alcohol que hagan un corte limpio, para su enraizamiento usaremos hormonas de enraizamiento: Se rata de un producto que estimula y acelera el proceso a la hora de formar raíces.
Existen en varios formatos: en polvo, en líquido y en gel. 

Existen biológicas y químicas (como en todo) pero eso ya será a tu elección, basta con untar un poco de polvo o gel, en la parte preparada para ello.
Sólo 1 cm más o menos alrededor de la base del tallo con anterioridad debidamente raspado con las tijeras o cuchilla y será suficiente, aplicar y sacudir con cuidado el exceso de las hormonas elegidas.
Los esquejes, al no tener raíces, no pueden absorber agua por lo que un factor a tener en cuenta es mantener una humedad elevada (sobre el 70%-80%) para ello puede usar un acuario, un taper o una caja grande de plástico transparente (eso siempre). También se venden mini-invernaderos ideales para mantener una humedad alta durante el enraizado de los esquejes.
Existen también mini-invernaderos con calefacción en la parte inferior, incluso se puede adquirir una pequeña alfombra térmica la cual es muy útil, ya que una temperatura de entre 20º-26º estimula la formación de nuestras nuevas raíces, también favorece el enraizado de los clones una luz no muy fuerte, se pueden hacer  bajo fluorescentes de luz fría. En caso de usarlos deben situarse a una distancia de entre unos20-30 cm.

Como medio de enraizado se puede utilizar pequeños cubos de lana de roca, jiffys o tiestos cuanto más pequeños mejor, de entre 5-8 cm mas o menos la ubicación del esqueje en un contenedor pequeño favorece un enraizado rápido.

Para obtener el primer esqueje de una planta debe cortarse la punta, un trozo de entre 7-10 cm. Se pueden hacer mayores; más pequeños también, pero no vale la pena. Deben cortarse de manera inclinada y deben recortarse las puntas de las hojas (al no tener raíces se alimentara a través de los cortes de las hojas). Una vez tenemos el esqueje preparado lo dejaremos sumergido en agua unas 24h- 48h para que se hidrate aunque no sea del todo necesario(si con anterioridad hidratamos la planta madre de la que obtendremos los esquejes, algo importante a la hora de cortas tallos de ella).

Luego aplicamos las hormonas de enraizado del modo descrito. A continuaron pulverizamos el medio con un mililitro por litro de estimulador de raíces, con agua sola también enraízan. Al principio requieren muy poco alimento, y cuando empiezan a desarrollar raíces un poco más. En la lana de roca y fibra de coco debe regarse con agua tibia de entre 20º.25º, con un pH entre 5.8/ 6  y una CE de entre 0.3/0.5 ms.
Como comente anteriormente si debajo se sitúa una esterilla calefactora o cualquier fuente de calor la velocidad de enraizado es mayor.
El esqueje no tiene que estar siempre recién regado, pues ello ocasiona que el tallo enterrado se pudra, tiene que atravesar un ciclo de humedad y sequía a fin de que la raíz busque la humedad. Hay que darles el grado justo de agua, generalmente cada dos o tres días. 

El foto periodo para los esquejes los puedes hacer a 24h de luz pero muchas variedades pueden florecer cuando detectan un cambio a 18h de luz o menos, por ello es recomendable hacer los esquejes con un fotoperiodo de 18 horas. 

El esqueje recién enraizado es joven aún para ponerlo en periodo de floración, y después de que esté enraizado se recomienda un periodo vegetativo de, como mínimo, dos semanas; es otro motivo para hacer los esquejes a 18h. Otra solución si se quiere acelerar el proceso es hacer los esquejes con 24h y luego darles un periodo de crecimiento de también 24h durante diez días como mínimo. La temperatura ideal para los esquejes es de 23º a 26º y la humedad sería alrededor de el 70-80%. Una humedad elevada favorece un enraizado rápido pero cuidado, deberás airear el entorno cada día. En condiciones óptimas algunas variedades pueden enraizar en tan sólo 4 o 5 días, lo normal es que sea entre una semana o diez días, pero suelen hacerlo en un par de semanas, si no pueden verse las raíces, los esquejes suelen estar enraizados en cuanto las hojas superiores muestran claros síntomas de crecimiento por lo que este esqueje estaría preparado para ser trasplantado a tu jardín. 


No hay comentarios:

Publicar un comentario